Comida y ansiedad

Cuando sentimos ansiedad, muchos de nosotros intentamos calmarla comiendo. El acto de comer hace que, al menos mientras dura el sabor y el aroma de lo que estamos masticando, nos olvidemos de nuestra preocupación. No se puede comer y al mismo tiempo pensar en otra cosa. Nuestra atención se dirige toda a ese pedacito deSigue leyendo “Comida y ansiedad”