Lo indecible y lo traumático

En todas las familias se viven experiencias que por su naturaleza se convierten en indecibles. Esto significa que no le damos un nombre a la vivencia. Y al no darle un nombre no hablamos de ella, convirtiéndola en secreto. Por ejemplo, si se vive una experiencia de violencia y somos un pequeño niño que vemosSigue leyendo “Lo indecible y lo traumático”